Estos proyectos incluyen el desarrollo y prueba de concepto de tecnologías espaciales europeas que pueden ser aplicados a aplicaciones no espaciales. El objetivo es promover que la tecnología base pueda ser trasladada desde el espacio a la tierra.

Se da prioridad a los proyectos donde hay una aplicación comercial en tierra clara con un grupo de clientes con necesidades definidas, y para quien el demostrador de transferencia puede ser usado para ganar tracción comercial. Las aplicaciones que pueden identificar a un cliente específico que ha expresado un interés en la tecnología / demostrador sería una ventaja, sobre todo si el cliente se involucrara en el proyecto de demostración.

ESA aportará una contribución de hasta 40,375€ para el coste de cada propuesta seleccionada.

La convocatoria se encuentra abierta hasta el viernes 8 de julio de 2015.

Más información en el documento adjunto y en la Web de la convocatoria.

Fuente: Tecnalia